viernes, 28 de abril de 2017

Dos nuevos trabajos.

San Ignacio de Loyola y San Francisco de Paula. Espero les gusten. En otras entradas les comentaré el paso a paso de cada una de ellas. Dios los bendiga.

San Ignacio de Loyola



San Francisco de Paula




Recemos por el Papa Francisco y nuestros hermanos egipcios.


3 claves para entender el viaje del Papa Francisco a 

Egipto

Por Miguel Pérez Pichel
           
ROMA, 27 Abr. 17 / 02:48 pm (ACI).- Una oportunidad para impulsar la paz y para respaldar a los cristianos egipcios. Así ha definido dos líderes católicos de Egipto la visita que el Papa Francisco realizará al país del Nilo el viernes 28 y sábado 29 de abril.

En declaraciones a ACI Prensa, el Obispo Copto Católico de Guiza, Mons. Antonios Aziz Mina, y el portavoz de la Iglesia Católica en Egipto, P. Rafic Greiche, han coincidido en que el Santo Padre llevará un mensaje profético a los musulmanes y cristianos de Egipto; y también de todo el mundo.

Ecumenismo, diálogo interreligioso y seguridad serán las tres claves que es necesario tener presente para comprender los motivos de este viaje.

1.- Ecumenismo de sangre

Mons. Aziz Mina explicó a ACI Prensa que el Papa llevará a Egipto, sobre todo, “un mensaje de solidaridad, en especial después de los atentados terroristas del Domingo de Ramos” contra iglesias coptas de El Cairo y Alejandría y que ocasionaron decenas de muertos.

“El Papa viene para transmitirnos la solidaridad de toda la Iglesia con todos los cristianos de Egipto, de forma particular con los Coptos Ortodoxos, que son los que han tenido más mártires en nombre de Cristo en estos últimos atentados. El Papa va a traer Egipto un mensaje de paz, como vicario de Cristo. Como jefe de la Iglesia Católica, traerá un mensaje de paz a sus hijos que están en Egipto”.

El P. Greiche, valoró la importancia ecuménica de la presencia de Francisco en Egipto e insistió en la idea del “ecumenismo de sangre” defendida por el Papa, y que implicaría una unió de los cristianos ya existente por medio de la sangre de los mártires derramada en tantos lugares del mundo.

“La visita del Papa Católico al Papa de los Coptos Ortodoxos es un signo de solidaridad. Creo que es positivo que el Papa Francisco insista en la idea del ‘ecumenismo de sangre’”, resaltó.

Asimismo, el sacerdote indicó que existen “grandes expectativas puestas en esta visita, porque el Papa viene a Egipto en un momento histórico, en un contexto en el que todos los egipcios, cristianos y musulmanes, se han convertido en hermanos de sangre tras los atentados contra iglesias en las semanas pasadas. En este contexto, el Papa viene a darnos fortaleza, paz y esperanza”.
2.- Diálogo con el islam

Preguntados sobre qué supondrá la visita del Pontífice a la Universidad de Al-Azhar en El Cairo, el centro teológico más importante del mundo musulmán suní, el Obispo de Guiza indicó que ayudará a avanzar en el camino de la comprensión mutua.

“No se trata de cambiar la percepción que el islam tiene del cristianismo, sino que el objetivo es reforzar las relaciones con los jefes de la religión islámica”.

En este sentido, recordó que “hay un diálogo entre la Santa Sede y Al-Azhar, que estuvo en pausa durante unos años, pero que ahora, desde hace unos seis meses, se ha reiniciado alternándose encuentros en el Vaticano y en Al-Azhar”.

“Esta visita del Papa Francisco refuerza la voluntad de diálogo y de comprensión. No se trata de cambiar la percepción de la religión, porque del dogma no se discute nunca”.

“El diálogo con los musulmanes es importante para descubrir al otro y para comprender al otro, e intercambiar y compartir ideas. Por eso la visita del Papa a Al-Azhar es importante”, explicó por su parte el P. Greiche.

3.- Seguridad

Por último, ambos reflexionaron sobre la situación de la seguridad del Papa al ir a un país donde se están produciendo ataques contra las comunidades cristianas.

Mons. Aziz defiende que “no hay ningún riesgo para el Papa. Absolutamente no. El gobierno egipcio ha garantizado su seguridad. Hay muchos jefes de estado que vienen a Egipto y la policía está habituada a asegurar el paso de todos los jefes de estado que vienen. El Papa estará bien protegido”.

Por su parte, el portavoz de la Iglesia Católica en Egipto recordó que “el Gobierno está haciendo todo lo posible para garantizar la seguridad del Papa. No creo que haya ningún problema”.

Egipto, con casi 84 millones de habitantes, tiene una de las minorías cristianas más grandes del mundo islámico. Entre el 5 y el 10 % de sus habitantes es cristiano, la mayoría de ellos de la Iglesia Copta Ortodoxa, aunque también hay una minoría católica.


La Iglesia Católica en el país cuenta con 14 diócesis y 22 Obispos. De esas 14 diócesis, 8 son de rito Copto, y las demás son de rito greco-melquita, maronita, caldeo, siriaco, armenio y latino.

viernes, 21 de abril de 2017

¿CÓMO LIMPIAR LAS IMÁGENES RELIGIOSAS ANTIGUAS?



Las imágenes religiosas tienen un valor especial para todas las personas  creyentes y mucho más si proceden de antepasados nuestros por eso debemos conservarlas lo mejor posible, sin que pierdan ese encanto de lo antiguo. Muchas personas me han pedido por e-mail que escribiera algo sobre esto en el blog y aquí van  algunas formas que existen para limpiar una imagen religiosa tallada.

 La primera recomendación consiste en que la primera limpieza de sus piezas religiosas de madera, sea primero en seco con un pincel de pelo suave. Conviene colocar un trapo  un poco humedecido en la mesa de trabajo y con un pincel cepillar la pieza, de tal forma que el polvo quede adherido a él.

Otra forma práctica es hacerlo con la ayuda de una aspiradora, pero atención: en la boquilla de la aspiradora tenemos que poner unas gasas bien sujetas con bandas elásticas para que no permita que se absorba el polvo con demasiada intensidad, ya que la fuerza de la absorción puede romper alguna parte de la imagen o bien desprender alguna floja.
 
Si intentado alguna de las dos opciones anteriores, vemos que no se avanza en la limpieza, podemos recurrir a una tercera que es una limpieza en húmedo. 

Debemos tener CUIDADO en NO DESPINTAR los colores de la imagen original o bien romper alguna parte que esté frágil, este método requiere tener mucho cuidado.



Es importante, hacer una prueba en una parte no muy visible, por lo general en la parte posterior de la misma. 

Una vez hecha la prueba, pasamos un algodón húmedo y limpiamos sin frotar demasiado la superficie, si se  observa en el algodón suciedad, se puede repetir el proceso hasta que consideremos que la pieza quedó lo más limpia posible. 



Mucho cuidado si observan restos de color en el algodón, entonces hay que suspender de inmediato el proceso de limpieza en húmedo, de lo contrario se correrá el riesgo de despintar la pieza ocasionando un daño permanente.

Es aconsejable que la preparación del agua para la limpieza sea con unas gotas de jabón libre de ácido o neutro  (el típico jabón blanco de la ropa, es el mejor) por cada vaso de agua; disuelto el jabón, se procederá a limpiar sin frotar demasiado la superficie, ya que puede levantarse la pintura fácilmente.

Nunca usar: soda cáustica, lejía (lavandina), jabones perfumados, cloro y mucho menos sustancias abrasivas en polvo o crema.

Después se volverá a limpiar, pero ahora con agua sin jabón, hasta retirar cualquier resto de jabón. Les aviso que el jabón con el tiempo, también podría dañar la pieza. 

Por ello será siempre importante, verificar que la pieza ha quedado sin restos de jabón.

Ahora a disfrutar de esas hermosas imágenes religiosas que estaban opacadas por la suciedad.


lunes, 17 de abril de 2017

¿QUÉ HACER CON IMÁGENES RELIGIOSAS QUEBRADAS O DAÑADAS?





Este tipo de pregunta nos habla del respeto que la imagen religiosa representa y por lo sagrado que la imagen recuerda. Es como las fotos antiguas de los padres, las madres, los abuelos, los hijos ya fallecidos. Se guardan con respeto y cariño aunque estén dañadas o borrosas.

El paso del tiempo, las inclemencias del tiempo y otras causas,  hacen que en nuestras casas se nos destruyan las imágenes del Señor, de la Virgen y de los santos. Actualmente el yeso no es trabajado con materiales que lo refuercen (alambres, estopa, etc.), por lo tanto, al menor golpe tenemos en casa una imagen destrozada.

Pareciera que lo primero que surge en la mente es llevarlas a una iglesia y que el pobre cura se encargue de ella. Sin embargo, en los templos hay que eliminarlas con respeto y cuidado. Esta tarea es a veces complicada, por la cantidad de yeso que se acumula. Tampoco es bueno llevarla a los cementerios. Estaríamos trasladando el problema de un lado a otro, sin solucionarlo.

LA IGLESIA NOS ENSEÑA:

“La veneración de las imágenes, sean pinturas, esculturas, bajorrelieves u otras representaciones, además de ser un hecho litúrgico significativo, constituyen un elemento relevante de la piedad popular: los fieles rezan ante ellas, tanto en las iglesias como en sus hogares. Las adornan con flores, luces, piedras preciosas; las saludan con formas diversas de religiosa veneración; las llevan en procesión; cuelgan de ellas exvotos como signo de agradecimiento; las ponen en nichos y templetes en el campo o en las calles”.

”Sin embargo, la veneración de las imágenes si no se apoya en una concepción teológica adecuada, puede dar lugar a desviaciones. Es necesario, por tanto, que se explique a los fieles la doctrina de la Iglesia, sancionada en los concilios ecuménicos y en el Catecismo de la Iglesia Católica, sobre el culto a las imágenes sagradas”. (Directorio sobre la piedad popular y la liturgia, principios y orientaciones. Ciudad del Vaticano, 2002).


Es conveniente que desterremos de nosotros la idea, muy generalizada, de que una imagen dañada es algo mágico, que tenerla en casa trae mala suerte, que es malo tenerlas. No es malo ni bueno.

“Es necesario, sobre todo, que los fieles adviertan que el culto cristiano de las imágenes es algo que tiene relación con otra realidad. La imagen no se venera por ella misma, sino por lo que representa. 

Por eso a las imágenes se les debe tributar el honor y la veneración debida, no porque se crea que en ellas hay cierta divinidad o poder que justifique este culto o porque se deba pedir alguna cosa a estas imágenes o poner en ellas la confianza, como hacían antiguamente los paganos, que ponían su esperanza en los ídolos, sino porque el honor que se les tributa se refiere a las personas que representan”. (Directorio sobre la piedad popular y la liturgia, principios y orientaciones. Ciudad del Vaticano, 2002).

Así como nos enseña la doctrina de la Iglesia Católica, nos vamos acercando a la forma en que debemos actuar con una imagen destruida. 

Nunca con miedo, nunca pensando o actuando como si nos fuera a pasar algo malo. Nada de eso.

 La imagen se destruyó, se rompió y nada nos va a pasar, fuera de la pena que a veces sentimos porque era una imagen que teníamos desde niños o porque era de algún ser querido que ya no está entre nosotros.

¿QUÉ SON LAS IMÁGENES SAGRADAS?

Según la enseñanza de la Iglesia, las imágenes sagradas son:

- Traducción iconográfica del mensaje evangélico, en el que la imagen y palabra revelada se iluminan mutuamente; la tradición eclesial exige que las imágenes estén de acuerdo con la letra del mensaje evangélico.

- Signos santos, que como todos los signos litúrgicos, tienen a Cristo como último referente; las imágenes de los Santos, de hecho, representan a Cristo, que es glorificado en ellos.

- Memoria de los hermanos Santos que continúan participando en la historia de la salvación del mundo y a los que estamos unidos sobretodo en la celebración sacramental.

- Ayuda en la oración: la contemplación de las imágenes sagradas facilita la súplica y mueve a dar gloria a Dios por los prodigios de gracia realizados en sus Santos.

- Estímulo para su imitación, porque cuanto más frecuentemente se detienen los ojos en estas imágenes, tanto más se aviva y crece en quien lo contempla, el recuerdo y el deseo de los que allí están representados; el fiel tiende a imprimir en su corazón lo que contempla en sus ojos: una “imagen verdadera del hombre nuevo, transformado en Cristo mediante la acción del Espíritu y por la fidelidad a la propia vocación”.

- Una forma de catequesis, puesto que a través de la historia de los misterios de nuestra redención, expresada en las pinturas y de otras maneras, el pueblo es instruido y confirmado en la fe recibiendo los medios para recordar y meditar asiduamente los artículos de fe.


No podemos olvidar que actualmente hay en el mercado muchas imágenes feas, decadentes, deformes. Hay que evitar esas imágenes para nuestras casas y comunidades. Las representaciones del Señor, de la Virgen y de los santos deben ser de materiales nobles y deben transmitir belleza.

¿QUÉ HACER CON LAS IMÁGENES EN MAL ESTADO?

- No llevarlas a los templos, santuarios ni cementerios.

- Si se trata de telas (pinturas), hay que buscar una persona entendida que nos oriente en la forma de devolverle la belleza a esas pinturas. Algunas pueden ser muy valiosas, les recomiendo que pidan asesoramiento a personas entendidas.

- Cuando se trata de imágenes de madera, bronce, mármol o piedra, hay que conservarlas en casa y buscar algún buen restaurador. Si no se tiene los medios para hacerla restaurar, hay que entregarlas a algún museo, de preferencia religioso (católico). O bien, a un convento o parroquia. 

Las monjas Carmelitas Descalzas tienen mano angelical para restaurarlas, consulten a ellas o a otras monjas de clausura que se dediquen a hacer imágenes.

- Si son imágenes de yeso, hay que ver si es posible restaurarlas, porque se puede hacer, especialmente cuando se trata de imágenes con alambres o estopa en el interior. Esas imágenes son valiosas. Hay que conservar con cuidado todos los trozos, de manera particular los rostros y como siempre digo: “nada de arreglos caseros, porque luego cuesta más repararlas”. Un buen artesano en yeso hace maravillas con esos pequeños trocitos. 

Hay muchos artesanos que trabajan muy bien porque conocen las antiguas técnicas de restauración y trabajan con materiales muy nobles.

CUANDO LA IMAGEN ESTÁ TOTALMENTE DESTRUIDA...

- Si es yeso, se coloca en un tiesto hasta que se deshaga, y con cuidado se vierte en algún lugar del jardín de la casa donde no haya cultivos de hortalizas, árboles frutales ni de flores ornamentales para evitar su pisoteo. Con el paso del tiempo se mezcla solo con la tierra. Tarda un poco el proceso.

- Si se da el caso de alguien que viva en departamento o en casa sin patio, pues se muele completamente la imagen, se reduce a polvo y se elimina en un lugar adecuado, conforme cada persona lo estime. Se ha sabido que algunas personas hacen artesanías con el yeso molido. Lo mezclan con arena de diversos colores y hacen hermosos adornos en botellas blancas.

Consultado un fabricante de imágenes, nos ha señalado que el yeso ya procesado no sirve. No se puede reutilizar, no sirve para estucos, es material inútil que daña bastante la tierra. Por eso es bueno tratar de cuidar las imágenes, y las que pueden ser restauradas hay que repararlas para que duren mucho.

                                                          Hno. Ramón Gutiérrez Pavez, a.a.

domingo, 2 de abril de 2017

Restauración de una imagen de San Antonio de Padua.

En otra entrada les comentaré el paso a paso que tuve que seguir para restaurar esta hermosa imagen de casi 100 años. 
Espero les guste este trabajo. Dios los bendiga.





sábado, 1 de abril de 2017

Canon para modelar una cabeza humana.


Si dividimos verticalmente la cabeza humana en cuatro partes iguales veremos lo siguiente:
La línea que pasa por los ojos divide al óvalo (la cabeza humana no es redonda) en dos partes iguales.


Hay que acordarse de que el volumen del pelo no forma parte de las proporciones de la cara ya que varía en cada persona, por lo tanto, lo agregaremos al final, una vez que tengamos correctamente distribuidos todos los rasgos faciales.



También la cabeza la podemos dividir en sentido horizontal en cinco partes iguales:

El ancho de la nariz viene a ser una quinta parte del ancho de la cara.

Los ojos ocupan aproximadamente los espacios contiguos a ésta por lo que la separación entre ambos suele ser igual al ancho de la nariz.

Antes de comenzar a modelar, conviene hacer algunos bocetos en un papel, para ir viendo lo que deseamos hacer y posteriormente ir tomando medidas.

Comenzamos dibujando  el óvalo de la cara que no es ni más ni menos que trazar una circunferencia incluida en un cuadrado.

Añadimos   una tercera parte del cuadrado anterior para dibujar la zona inferior del óvalo. Dividimos verticalmente el óvalo de la cara en cuatro partes iguales.




 MÁS DATOS:


El mismo módulo que abarca la frente, se aplica al ancho de la cabeza, dividimos este ancho en dos  partes y media. 

El alto y ancho de la cabeza humana, visto de frente, es igual a un rectángulo, o caja rectángulo que mide tres partes y media de alto, por dos partes y media de ancho. 

Por ejemplo, si tomamos como medida unitaria 5 centímetros, obtendremos 17,5 cm. de alto por 12,5 cm de ancho.


 En los siguientes gráficos establecemos el eje del centro vertical y horizontal de la caja rectángulo:

En la vertical, ubicamos la nariz y la boca y en la horizontal, la situación de los ojos. Recordar: “En la cabeza humana los ojos se hallan en el centro exacto de su altura”.

Dividiendo en dos partes los módulos F y G, determinamos la dimensión de los ojos. Vemos que la distancia que separa un ojo de otro es igual al ancho de otro ojo.

Comprobamos, también, que el ancho de la barbilla es igual, aproximadamente, a una quinta parte del ancho del rostro (distancia H).

La ubicación de la boca coincide (en el perfil del labio inferior) con una línea que divide en dos el módulo o unidad fundamental. Con ello queda terminado el dibujo del canon de la cabeza humana de frente.

Cómo habrás visto, es una forma bastante sencilla de proporcionar la cabeza humana.
Te dejo otras imágenes que muestran de otra manera como se cumplen esas mismas proporciones:


Debes de tener en cuenta que la edad es también un factor que modifica el canon de las proporciones.

Si tenemos en cuenta todas estas características, ya sabemos dónde situar las partes de la cara en forma segura y armónica.

Te habrás dado cuenta que en  la escultura hay primero un estudio y una técnica, no hay lugar para dudas y todo tiene sus medidas.

Para modelar una cabeza humana sin sobresaltos, también tendremos que tener en cuenta a la misma, pero vista de costado para no perder las proporciones y ubicar todo correctamente.